El regreso de Kasparov

Garry Kasparov

Garry Kasparov

Breve acercamiento a su papel en la historia del ajedrez

A mediados del presente año 2017 la noticia ha sido el regreso de Garry Kasparov a una competición oficial en las partidas rápidas y blitz del Torneo de San Luis, EE.UU. El hecho no es para menos; se trata de uno de los grandes de todos los tiempos, considerado por no pocos especialistas como el mejor jugador de la historia. Más allá de los resultados en ésta ocasión, con 54 años de edad y 12 alejado de las competencias, su presencia habla por sí misma del amor que todavía le profesa al juego ciencia y la importancia que tiene su participación para la difusión de este deporte.

Kasparov, decimotercer campeón mundial, sentó pautas en la historia: su constancia y disciplina en el entrenamiento, la explotación de todos los matices sicológicos durante la partida, la utilización de las herramientas informáticas en la preparación y como medio para competir desde largas distancias, la orientación hacia un juego dinámico con ambos colores, el tratamiento casi perfecto que le dio a diferentes aperturas como las defensas Siciliana, India del Rey y Grünfeld, sus libros de ajedrez, sus bellas partidas y combinaciones, sus valiosos aportes científicos en el campo de las aperturas, y su enfoque revolucionario del juego ciencia, lo hacen merecedor del más alto reconocimiento.

En realidad, luego de su retiro en 2005, él nunca ha estado ajeno al mundo del ajedrez, incluso en el orden competitivo, según la MegaDatabase 2017, jugó en diferentes eventos como el Torneo Blitz de Zúrich 2006, un cuadrangular incluyendo a Karpov, Judit Polgar y Korchnoi (terminó primero, invicto, con 4,5 de 6); su match de rápidas y blitz en Valencia, 2009, frente a Karpov donde triunfó con score de 3-1 y 6-2 respectivamente; su match blitz vs Vachier Lagrave (2715) en Clichy 2011 (ganó 1,5-0.5); match blitz en Lovaina 2011 vs Nigel Short (2698) donde triunfó 4,5-3,5; match rápido en Tokio 2014 frente al MF Yoshiharu Habu (2415) con score de 2-0 a su favor; en el match blitz vs Nigel Short (San Luis Legends 2015) triunfó con marcador de 7-1 y el San Luis Ultimate Blitz Challenge 2016 acumuló 9,5 de 18 para un tercer lugar, en una nómina con parte de la elite mundial: Nakamura en primer lugar con 11, Wesley So, 10, y Fabiano Caruana en cuarto lugar con 5,5. Además, impartió varias simultáneas, pero su labor fundamental se centra en la divulgación del juego ciencia por todo el mundo, incluyendo el continente americano, y la publicación de grandes obras ajedrecísticas que servirán para las presentes y futuras generaciones.

Sus records abarcan una extensa hoja de servicios que por razones de espacio y tiempo no pretendo mencionar. Como todo campeón mundial, no sólo dejó sus huellas en el ámbito deportivo. Kasparov promovió espectáculos como los matches-simultáneas cronometrados contra fuertes selecciones nacionales de diversos países, actividad que inició en 1985 frente al equipo alemán HSK, por cierto, su única derrota en estas lides (4,5-3,5) e incluyó brillantes victorias ante fuertes selecciones como Francia, Argentina, Israel y República Checa. Es destacable la valentía de Kasparov en este aspecto, pues son muy pocos los ajedrecistas que se someten a tan difícil prueba. Otro de sus aportes fue el ajedrez avanzado o asistido, donde el jugador consulta durante la partida con una computadora; aquí se pone a prueba la habilidad del ajedrecista de sacarle el mejor provecho a la máquina.

También fue valiente al enfrentar en varias ocasiones a los programas informáticos más avanzados, como él dice, a manera de experimento, al mismo tiempo divulga el ajedrez y exhorta al uso de la computadora vinculada al mismo. Fue partidario del ajedrez a distancia utilizando la internet como herramienta moderna; en el 2000 propició el Grand Prix Kasparovchess, primer torneo profesional vía internet en el cual tomó parte él mismo. En el campo de la enseñanza contribuyó a la formación de otros jugadores como parte de la famosa Escuela de Ajedrez de Mijaíl Botvinnik, entrenó a Magnus Carlsen antes de convertirse éste en campeón mundial, y cuenta con numerosos videos y programas educativos, incluyendo el aspecto histórico del ajedrez, al cual le ha prestado especial atención. Sus obras Mis Geniales Predecesores y Kasparov sobre Kasparov constituyen valiosísimas piezas donde se mezclan de manera armónica todos los elementos inherentes al juego, sobre todo la historia y el análisis de alto nivel.

Desde mediados de los años 80 del siglo pasado estuvo estrechamente vinculado a la creación y desarrollo del programa ChessBase, gestor de bases de datos con partidas e información de ajedrez. Kasparov expresa: quería tener una base de datos con información ajedrecística a la cual podría acceder antes de una partida, para así poder prepararme con los datos sobre el juego de mi oponente. Pero no tenía ni idea si se podía hacer, ni cómo. El periodista Frederic Friedel y el programador Matthias Wüllenweber le mostraron a Garry el prototipo de la base de datos ChessBase en Basilea, 1986, y éste quedó fascinado con el proyecto. A principios de 1987 utilizó esta herramienta con gran éxito en el match-simultánea contra el equipo de Hamburgo al que derrotó 7-1.

Dentro de los principios ajedrecísticos preconizados por él puedo mencionar el trabajo duro, “el trabajo duro también es un talento”, nos dice; la toma de riesgos; tomar decisiones propias en un momento dado y dejar a un lado la colección de datos; el uso de cualidades dominantes para crear situaciones favorables, es decir, tanto el estilo defensivo como el ofensivo pueden ser muy buenos, la persona debe reconocer sus cualidades dominantes y llevar la partida o la posición hacia ese campo; y la utilización de los medios de difusión para observar y jugar ajedrez.

Por todo su sacrificio y aportes en favor del ajedrez: gracias campeón.

Fuentes:

Ver además:

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.